martes, 29 de marzo de 2016

Batman v. Superman. El amanecer de la justicia

Tras el reinicio de la franquicia de Superman, Zack Snyder decide ir más allá y enfrentar a los dos personajes más emblemáticos de DC comics, y ya puestos da los primeros pasos hacia lo que será la liga de la justicia.

Temiendo las consecuencias que las acciones de un superhéroe con poderes casi divinos podrían ocasionar si no están supervisadas, Batman, el formidable justiciero de Gotham, viaja a Metrópolis para confrontar a Superman, el salvador más reverenciado, mientras el mundo lucha con la interrogante de qué tipo de héroe realmente necesita. Con Batman y Superman enfrentados entre sí, una nueva amenaza pronto cobra fuerza, poniendo a toda la humanidad ante un peligro como nunca antes se conoció

La película está protagonizada por Ben Affleck, Henry Cavill, Amy Adams, Gal Gadot, y Jesse Eisenberg. Y sí, la actuación de Affleck es bastante correcta, tanto en el papel de Batman como en el de Bruce Wayne, aunque si cabe destacar alguna actuación yo me decanto por la de Eisenberg.


Ver a Batman enfrentarse a Superman a priori suena ridículo, pero nunca hay que infravalorar al murciélago de Gotham, ni tampoco hay que olvidar el más que conocido talón de Aquiles de Superman, y eso podía llevarnos a un duelo más terrenal y épico, un duelo que además se va cocinando poco a poco, con roces entre los personajes de Affleck y Cavill, que van elevando a uno las expectativas poco a poco. Pero hay un gran pero: Zack Snyder y los guionistas.

Soy un profano en los cómics de DC, pero siempre había entendido que Batman (salvo en alguna contada excepción) nunca mataba, aquí en cambio no parece tenerse en cuenta eso, primero con el concepto del verdugo que se le da, y segundo con los pocos miramientos que tiene el personaje con los peones del villano. Por otro lado, Zack Snyder con cada nueva película disimula menos sus defectos: tiene una fijación tremenda con la cámara lenta (alguien debería decirle ya algo), hasta el punto de que abusa tanto de ella, como si tratara de darle epicidad a escenas irrelevantes, que las verdaderas escenas épicas quedan deslucidas y sólo resaltadas por el buen trabajo de Hans Zimmer y Junkie XL con la banda sonora, y el de Larry Fong con la fotografía; pero además pierde también mucho el tiempo en nimiedades, porque a estas alturas pocos quedarán que no conozcan el trágico pasado de Bruce Wayne, no es necesario que se recree continuamente en ello, y menos cuando se debería mostrar un Batman más maduro y menos emocional. Es por esto por lo que la película se puede hacer pesada e incluso soporífera por momentos.


Seguramente esta sea la reseña donde voy a sonar más contradictorio con diferencia, y es que, pese a todo lo que he dicho hasta el momento, pese a los muchos momentos donde me llevé la mano a la cara, y pese a que creo que a Snyder se le sobrevalora mucho... también he disfrutado de la película, y mucho ^^u, porque a parte de bastantes escenas palomiteras, también aporta una trama bastante seria y oscura gracias a un Luthor nada comedido.


Ho!

0 comentarios :

Publicar un comentario